Ricardo Espinoza: Hegel y las nuevas lógicas del mundo y del Estado

A veces creemos en forma muy reduccionista que lo que acontece hoy en el Planeta es, dicho a la nietzscheana de su Zaratustra, un “así y un amén”; y en el fondo no se puede cambiar nada. Ante semejante sabiduría nihilista lo mejor es tomar la “píldora azul” de The Matrix de los hermanos Wachowski de la vida pre-reflexiva y estúpida para que todo siga siendo tal como lo “creemos-queremos” que sea. Bueno este libro demuele completamente esta ideología. Lo que es, en lo que vivimos y lo que nos subjetiva de forma inmediata, no es que solamente sea una construcción técnica socio-histórica, sino que además la podemos cambiar desde dentro mismo en la medida que seamos capaces de ir diseñando ideas que vayan abriendo nuevas lógicas a una lógica gastada e imperante que nos domina. Hoy vivimos en la era planetaria del capitalismo y este sobrevuela, como la Estrella de la Muerte de George Lucas, sobre todo territorio posible desde el empírico bien concreto al virtual más innovador pasando por el inconsciente en su goce más radical, pero incluso en esta era totalitaria se puede y debe ser “revolucionario”. Y de hecho es posible serlo. Este libro, con cierta lectura “maliciosa” de un Hegel actualizado a nuestros desafíos y en lo que hoy acontece, nos permite volver a un punto clave desde dónde podamos tomar otras decisiones que nos permitan otro mundo. Es un libro que no sigue para nada la interpretación de manual y panlogicista de Hegel; interpretación que no se sostiene en absoluto en la actualidad, aunque todavía se resista a desaparecer. Y que perdura por medio de heideggerianos, agambianos, marxistas, levinasianos, etc.

Cuando no había escapatoria alguna y la Segunda Internacional se hundía con todo en 1914 y fracasaba estrepitosamente el proyecto de lo que era cada uno de nosotros como un trabajador (porque todos los trabajadores se enrolaban en sus ejércitos burgueses para ir a luchar por el dominio del capital), Lenin en Berna realizó lo imposible: Leer entre líneas la Wissenschaft der Logik de Hegel, leer a Hegel contra todo lo que se decía de Hegel (que es lo que se hace todavía hoy desde distintas miradas interesadas), pues para Lenin se tenía que refundar toda la izquierda, porque tales categorías eran las que habían estrellado estrepitosamente con la realidad, tal como ocurre hoy en todas partes, y se habían hecho trizas (por eso no podemos seguir ni a Negri, ni a Ranciere, ni Agamben, ni Esposito, etc.). Y en esta lectura totalmente renovada y telúrica de Lenin se fraguó la Revolución. La lectura de Lenin de Hegel fue en sí mismo las condiciones de un Acontecimiento en 1917. La lectura que les propongo, a casi 100 años de la otra lectura y ahora desde London, nos permitirá abrir las posibilidades para que acontezca una revolución entre todos nosotros y a la “altura de los tiempos”. Porque las Ideas, parafraseando a Rimbaud, riman con la acción.

Un libro que siguiendo la intuición y lectura de Lenin en 1914 intenta en 2014 leer a Hegel desde lo esencial de su pensamiento, esto es, desde la Wissenschaft der Logik lo que acontece hoy. No en el hoy de 1914 sino en el hoy de Hoy;  de nuestros tiempos devorados por el capitalismo planetario. Y esa lectura leninista de Hegel se volvió literalmente “explosiva”. Se volvió un Hegel “materialista”, no leído solamente desde el carácter inmediato del ser (“La doctrina del ser”), que es lo que preferentemente realiza Duque y por ello esa cercanía con Heidegger, ni tampoco totalmente leído de la mano de la reflexión de la esencia (“La doctrina de la esencia”), que es lo que efectúa Zizek desde Lacan, sino que leído radicalmente desde el carácter creativo de concepto (“La doctrina del concepto”). Esa fue mi lectura nietzscheana de Hegel. Y en esto veíamos que el modelo del hombre subjetivado en la ideología capitalista no podía ser un revolucionario sino era en cierta forma nietzscheano. Toda revolución que se expresa en la Idea misma tenía en el modelo subjetivo no de Lacan, como en Zizek, sino el del propio Nietzsche.  Por eso mi Hegel se volvía en un nietzscheano revolucionario y lo Lógico mismo operaba como Diónysos; esto es, creando junto al otro nuevas ideas para la sociedad; porque sí es posible generar nuevas “casas” que nos normen, esto es, nuevas economías.

Ricardo Espinoza

Hegel y las nuevas lógicas del mundo y del Estado

Hegel y las nuevas lógicasCuando, a mediados de 1914, el mundo conocido se hundía en el abismo, Lenin realizó en Berna lo imposible: leer entre líneas la Wissenschaft der Logik de Hegel. Una lectura inédita, totalmente renovada y telúrica, de la Ciencia de la lógica, que se revelaría capital en la refundación de la izquierda que Lenin se había propuesto acometer y que fraguaría en la Revolución, el magno acontecimiento de 1917. Cien años después, Hegel y las nuevas lógicas del mundo y del Estado. ¿Cómo se es revolucionario hoy? pretende abrir las posibilidades para que acontezca una revolución, aquí y ahora, a la altura de los tiempos. Porque las ideas, parafraseando a Rimbaud, riman con la acción.

Slavoj Žižek:

«Hegel y las nuevas lógicas del mundo y del Estado merece ser estudiado en detalle, página por página; reúne una profunda comprensión de las formas elementales de la reflexión dialéctica de Hegel con un análisis com-prometido y preciso del Estado y la ideología. Ricardo Espinoza Lolas nos confirma lo que quizá sea el definitivo “juicio infinito” (coincidencia de lo opuesto) en el pensamiento de Hegel: la coincidencia de la reflexión lógica “abstracta” y el compromiso político contingente y concreto. Debo confesar que he leído el manuscrito no sólo con admiración sino también con envidia, ¿cuántas veces habré pensado “cómo puede ser que no llegara yo a esta conclusión crucial”?»

Alberto Toscano:

«Con gran ímpetu y erudición, Ricardo Espinoza nos lleva a través de la Logik hacia un mundo donde el marco del Estado, que tan a menudo se ha considerado que englobaba y suponía el cierre del pensamiento hegeliano, ha resultado estar inacabado, y ha pasado por complejas y opacas mutaciones.»

Ricardo Espinoza Lolas

Doctor en Filosofía por la Universidad Autónoma de Madrid y catedrático de Historia de la Filosofía Contemporánea del Instituto de Filosofía de la Pontificia Universidad Católica de Valparaíso, es miembro, entre otras instituciones, del Centre for Philosophy and Critical Thought (Universidad of Londres). Interesado en el análisis de nuevas lógicas que permitan repensar la sociedad civil más allá del capitalismo dominante, ha dedicado además numerosos artículos al pensamiento de Zubiri, Deleuze, Heidegger, Hegel o Nietzsche. Entre los libros que ha escrito o coeditado destacan «Realidad y tiempo en Zubiri» (2006), «Zubiri ante Heidegger» (2008), «Hegel. La transformación de los espacios sociales» (2012), «Flashback, miradas y gestos» (2012), «Realidad y ser en Zubiri» (2014) y «El cuerpo y sus expresiones» (2014).

‘Hegel y las nuevas lógicas del mundo y del Estado’ de Ricardo Espinoza en Ediciones Akal

Esta entrada fue publicada en Autor, Filosofía, Pensamiento, Política. Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>