El reto ciudadano: avanzar sin dejar de mirar a atrás

 

Es muy complicado no mirar con sospecha a aquel que nos diga que no se puede pensar o leer nada nuevo en política, que es imposible escribir o hacer nada que realmente cambie las cosas… y es que el discurso dominante, el que apostaba por el inmovilismo, el que imponía un interés aparentemente general, pero perseguía las metas de unos pocos, ha caducado.Sin título-2

Después de mucho sufrimiento y de apretarse el cinturón, de haber pagado una crisis con recortes en la sanidad y educación sociales, de haber perdido aquellos triunfos del Estado de bienestar que se había conquistado en nuestro pasado reciente, la ciudadanía ha comenzado a cuestionar el estatus quo, de reclamar un mundo más justo donde se escuche su voz. Pero ¿cómo construir un nuevo discurso que responda a los intereses de la gente?, ¿cómo superar la contracorriente? ¿Cómo pensar y actuar en los tiempos tan interesantes que nos ha tocado vivir? Sería un error creernos adanes y evas, pensar que todo es nuevo y que con nosotros comienza una época aún no vivida: borrón y cuenta nueva. Resulta necesario, ahora más que nunca, mirar al pasado: comprender las crisis que conmocionaron nuestra historia y las soluciones que se dieron a estas; ver cómo se desarrollaron los acontecimientos históricos y analizar en qué situación quedó la humanidad… así podremos tener una mejor y más completa perspectiva del momento actual y proyectarnos a un futuro más próspero.

Hoy os proponemos pensar sobre los éxitos y conquistas sociales del siglo xx: ¿cuál fue el argumentario y el discurso que permitió que en nuestro pasado más reciente se alcanzaran las metas y logros sociales que en la actualidad se ven amenazados?, ¿en qué consistió el desarrollo del marxismo en Occidente?

portadaEn un pequeño libro Consideraciones sobre el marxismo occidental que iba a servir como prólogo de una colección sobre los teóricos marxistas europeos (que lamentablemente jamás vio la luz) Perry Anderson realiza estudio sintético de la naturaleza y evolución de la teoría marxista tal como ésta se desarrolló en Europa occidental tras la derrota de las rebeliones proletarias en el oeste y el aislamiento de la revolución rusa en el Este, desde comienzos de la década de los veinte del siglo pasado hasta mediados de la de los setenta. El análisis se centra particularmente en la obra de Lukács, Korsch, Gramsci, Adorno, Marcuse, Benjamin, Sartre, Althusser, Della Volpe y Colletti, junto con otras grandes figuras del marxismo europeo. La producción teórica de cada uno de estos pensadores se pone en relación, a la vez, con las luchas de la clase obrera y las mutaciones culturales del pensamiento burgués.


Publicado

en

,

por

Etiquetas:

Comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *